miércoles, 5 de junio de 2013

Sube el Ánimo y la Energía 1



Los investigadores están estudiando los vínculos entre lo que comemos y como nos sentimos. Hay evidencia que cambiar su dieta puede alterar su metabolismo y la química del cerebro, afectando su nivel de energía y estado de ánimo.

Los alimentos pueden estimular la energía en tres formas: proveyendo de suficientes calorías,  por el aporte de estimulantes como cafeína, y obligando al metabolismo a quemar combustible más eficientemente. Para el estado de ánimo, los mejores alimentos son aquellos que estabilizan el azúcar en la sangre y disparan los químicos del placer, como la serotonina. Vamos a aprender en dos entregas cuales alimentos y bebidas pueden hacer el trabajo, y cuál es la mejor forma de consumirlos.

Carbohidratos Complejos

Los carbohidratos pueden ser los enemigos de las dietas rápidas, pero son vitales para estimular la energía y el estado de ánimo. Son la fuente preferida de combustible del cuerpo,  además suben los niveles de serotonina. La clave es evitar los dulces, los cuales causan picos y picadas de azúcar en la sangre, llevando a la fatiga y el desánimo. En su lugar, busque los granos enteros como el pan integral, arroz marrón y el cereal. El cuerpo absorbe estos alimentos más lentamente, manteniendo el azúcar y la energía en niveles estables.

Almendras, Avellanas y Merey

 Estas nueces son ricas en proteínas, y contienen magnesio, un mineral que juega un rol importante en la conversión de glucosa en energía. Las investigaciones sugieren que la deficiencia de magnesio puede drenar su energía. El  magnesio puede ser hallado además en granos enteros, particularmente en los salvados de cereales y en algunos tipos de pez, como el lenguado.

Castaño Amazónico

Añada castaños amazónicos a la mezcla de nueces para obtener una generosa dosis de selenio, el cual puede ser un estimulante natural del ánimo. Los estudios han reportado un vínculo entre un bajo nivel de selenio y el ánimo bajo. Este mineral también se encuentra en pequeñas cantidades en carnes, mariscos, granos, y cereales integrales.

Carnes Magras

El cerdo magro, la carne magra, el pollo sin piel y el pavo son fuentes saludables de proteínas, incluyendo el aminoácido tirosina, que impulsa los niveles de dopamina y noradrenalina, químicos cerebrales que pueden ayudarle a sentirse más alerta y enfocado. Las carnes además contienen B-12, la cual puede combatir el insomnio y la depresión.

Salmón

Los pescados grasos, como el salmón, son ricos en ácidos grasos omega 3. Los estudios sugieren que pueden proteger de la depresión. Mientras que la extensión del vínculo es incierta, los ácidos grasos omega 3 ofrecen un amplio rango de otros beneficios, incluyendo la salud del corazón. Además del pescado, el omega 3 se encuentra en las nueces y los vegetales de color verde oscuro.

Folato

Otro nutriente que reduce el riesgo de depresión, se encuentra en los vegetales verde oscuros como la espinaca y la lechuga romana. Las legumbres, las nueces, y las frutas cítricas son también buenas fuentes de Folato.

Fibra

La fibra es un estabilizador de energía, ralentiza la digestión, proveyendo una fuente de energía estable a lo largo del día. Impulse su ingesta de fibra comiendo granos, frutas enteras, vegetales, pan de grano entero, y cereales integrales.

El Agua

La deshidratación y la fatiga van de la mano. Algunos estudios sugieren que una deshidratación superficial puede bajar el metabolismo y debilitar su energía. La solución es simple, beba abundante agua u otra bebida no azucarada en intervalos regulares.


En la próxima entrada, continuaremos con este tema. Mientras tanto puede  comentar estos y compartir cuales alimentos usa Ud. para aumentar el ánimo y la energía. Manténgase saludable.



Imágenes, por http://www.freedigitalphotos.net/