domingo, 11 de agosto de 2013

Viva Más 1: Hábitos que Protegen su ADN



A medida que envejecemos, el extremo de nuestros cromosomas (llamados telómeros), se acorta. Esto hace a las personas más vulnerables a las enfermedades. Podría Ud. pensar que no hay nada que hacer, pero nuevas investigaciones piloto sugieren que los cambios en el estilo de vida estimulan una enzima que incrementa la longitud de los telómeros. Otros estudios además hallaron que la dieta y el ejercicio pueden protegerlos, por lo que los hábitos sanos pueden retardar el envejecimiento a nivel celular. En las siguientes entregas de la serie “Viva más” vamos a ver cuáles son estos hábitos.
 

 Sea Meticuloso

Un estudio de 80 años encontró que uno de los mejores pronósticos para una larga vida lo da una personalidad meticulosa. Los investigadores midieron los atributos como la atención al detalle y la persistencia. Hallaron que la gente concienzuda hace más cosas para proteger su salud y toman opciones que conducen a relaciones más fuertes y mejores carreras.

Hacer Amigos

La ciencia ha dado una razón más para ser agradecido por sus amigos, le pueden hacer vivir más. Los investigadores han hallado que las personas sociables viven más que las retraídas.
  

Elija bien a sus amistades

Los hábitos de sus amigos son contagiosos, así que busque amigos que lleven un estilo de vida saludable. Los estudios indican que la obesidad es socialmente contagiosa, su probabilidad de convertirse en obeso aumenta 57% su Ud. tiene amigos que son obesos. Fumar es otro hábito que se esparce en círculos sociales, lo bueno es que dejarlo también.

Cásese

Varios estudios muestran que las personas casadas tienden a vivir más que los solteros. Muchos investigadores atribuyen la diferencia al soporte económico y social que el matrimonio proporciona. Mientras un matrimonio ofrece los mayores beneficios, las personas divorciadas o viudas tienen una menor mortalidad que las que nunca han sido casadas.

Sea Espiritual

Las investigaciones sugieren que las personas quienes atienden servicios religiosos, tienden a vivir más que la gente que nunca lo hace. En un estudio de 12 años sobre personas mayores de 65 años, aquellos que atendieron servicios más de una vez a la semana, tenían mayores niveles de una proteína clave en el sistema inmune que sus amigos que no atendían servicios. Fueron además menos proclives a fallecer durante el periodo de estudio. El fuerte lazo social que se desarrolla entre las personas quienes trabajan juntas puede contribuir a su salud general.
 
Una razón más para ser una persona decente apreciados lectores… ¡se vive más tiempo! Aquel dicho venezolano según el cual la gente buena se muere chiquita, parece no tener asidero en la realidad. Comparta y comente lo que le resulte útil con sus amigos y familiares. Manténgase saludable y decente.

Gracias por las fotos a http://www.freedigitalphotos.net/