martes, 28 de enero de 2014

Desayune y Almuerce Fibra

De acuerdo a los datos recogidos por la FAO, los occidentales no consumen suficiente fibra. En promedio, comemos menos de la mitad de lo necesario de este nutriente que puede bajar el colesterol, prevenir el estreñimiento y mejorar la digestión. Comience Usted en el desayuno: prepárese un cereal integral o avena con tres gramos o más de fibra por ración. Añada un batido nutricional Herbalife (2,5 g de fibra) y partirá con buen pie para alcanzar la meta de 38 gramos de fibra diaria para hombres y 25 gramos para las mujeres.

La Fibra de la Fruta Fresca o Seca

Cualquier tipo de fruta fresca es un bocadillo saludable. Pero cuando se trata de fibra, existen diferencias a tomar en cuenta, la medida es en gramos de fibra por 100 gramos de fruta. Una pera asiática posee 10 gramos de fibra, otras frutas altas en fibra incluye las moras (4 g), arándanos negros (3,8 g), banana y naranja (2,4 cada una) y los arándanos azules (2 g). Las peras y las manzanas, con la piel incluida, también son altas en fibra.

La mayoría de las frutas secas conservan la fibra original. Las ciruelas pasas son bien conocidas por su propiedad de ayudar la digestión, esto es debido a su alto contenido de  fibra de 3,8 g. Como bocadillo puede comer un manojo de durazno, uvas pasas, dátiles y orejones, o espárzalos como tope de su cereal o avena.

Consuma Pan Integral

En el almuerzo, siga ingiriendo fibra. Coma un sándwich de pan integral, que incluye todas las partes del grano y sus preciados nutrientes: Germen, salvado y endospermo. Los estudios han mostrado que añadiendo granos enteros y otros alimentos ricos en fibra, reduce su riesgo de cardiopatías y diabetes tipo 2.

Llene su plato con Vegetales

Los vegetales de alta fibra incluyen el corazón de la alcachofa, vainitas verdes, espinaca, zanahoria, maíz, brócoli, papas y otros. Todos con 1 a 2 gramos de fibra por ración. Añádalos a su dieta en omelets, pastas, pizza, sopas y ensaladas.

Fibra de los granos

Desde el frijol a la caraota, los granos son altos en fibra y proteínas y bajos en grasa. Habitúese a comer granos en lugar de carne dos veces a la semana para favorecer la fibra en su dieta. Úselos en sopas, asados, ensaladas, cacerolas y en platos con arroz o pasta. Hierva la soya tierna por cuatro minutos con poca sal y úsela de bocadillo saludable. Asegúrese de tomar mucha agua para evitar el estreñimiento y los gases.

En la próxima entrada consideraré las recomendaciones de fibra para la cena, y les compartiré lo que hago para vencer el reto del requerimiento diario. Comparta y comente como logra la cantidad de fibra sugerida, si es que lo hace, o comente los problemas de una dieta baja en fibra. Manténgase saludable.

 Fotos cortesía de : http://www.freedigitalphotos.net/ y www.Herbalife.com