viernes, 9 de enero de 2015

El Arte de la Humildad

En el mercadeo en Red, Venta Directa o Industria del Multinivel, como quiera llamarle, si decide convertirse en un líder debe propiciar que las personas que le siguen aprendan la mentalidad y las habilidades que necesitan para ser empresarios independientes exitosos. Así, ese liderazgo le va a proporcionar la oportunidad de impactar positivamente a una gran cantidad de personas, que no solamente van a estar agradecidos sino que también se lo van a expresar de alguna manera. Si no atiende este proceso, pudiera ocurrirle que tanta gratitud hacia Ud. se le vaya a la cabeza y le haga perder la humildad y su organización. Decidí en esta ocasión apartarme de los temas normales y darle algunos tips sobre el arte de mantenerse humilde.
1. “Evite tener una noción exagerada de sus propias opiniones”. Las comillas son porque tome el texto de la novela Los Hermanos Karamazov de F. Dostoievski. Algunos líderes que comenten este error comienzan a promoverse a sí mismos en lugar de su oportunidad. Recuerde de donde viene y también recuerde que las personas que le siguen lo hacen contra sus propios desafíos, tenga esto en mente y mantenga los pies sobre la tierra.

2. “No se puede dejar guiar por críticas o lisonjas. Es una debilidad dejarse atrapar por cualquiera de ellas.” – John Wooden. Lo común es escuchar decir que uno no se debe dejar influenciar por críticos o escépticos, pero además no debe permitir que ocurra lo mismo con las alabanzas o lisonjas. En el momento que permite esta influencia, pierde su conexión con quienes le observan desde afuera y lo toman como ejemplo.

3. Escuche y déjese ayudar por otros. Esta es una habilidad crítica. A las personas les gusta ayudar y piensan que tienen algo que ofrecer a otros, sin embargo, Ud podría anular esta tendencia si invierte mucho tiempo alabándose a si mismo directa o indirectamente. La gente no siente la necesidad de ayudarle. Demos por supuesto que es Ud un completo egomaníaco pero además es orientado por sus metas, si estas metas son grandes, ser humilde le proporcionará muchas más conexiones y apalancamiento que casi todo lo demás que pudiera hacer. En el otro extremo, ser arrogante le va a costar más que casi todos los errores que pueda cometer.

4. Construyendo su organización. Ud siempre desea analizar sus acciones en función de la duplicación. Ser arrogante siempre va a afectar la duplicación de quienes jamás alcanzarán sus expectativas. Enfóquese en atraer personas que lideren mediante el ejemplo, que hagan en lugar de decir lo que hay que hacer.

Reflexión Final
Ser  humilde no implica debilidad, timidez o algo parecido. Ser humilde significa que sabes quién eres y no necesitas impresionar o presumir. Es la grandeza personal, el poder definitivo. Cuando no necesitas decir lo grandioso que eres, te engrandeces. Tome más interés en aprender de otros que en enseñar quién es. Así abonará puntos para ganar la batalla que comenzó cuando buscaba en todo la aprobación de sus figuras parentales, germen de la competencia insana o afán de ganarles a los demás. Tome esta entrada como abono para una de esas “mejoras en progreso” como líder. Manténgase HUMILDE.

Foto cortesía de FreeDigitalPhotos.net