martes, 4 de marzo de 2014

Ahorre y Nútrase: 5 TIPS DE ORO

Los dos artículos anteriores de esta serie dedicada a la nutrición saludable y el ahorro, versaron sobre los principios y las estrategias para lograr un balance aceptable entre ambos. A continuación les dejo 5 tips adicionales que también van a ser de gran ayuda para su bolsillo y de gran impacto positivo para su salud y bienestar.


1. Use Alimentos Congelados, Enlatados o Secos.

La próxima vez que esté planificando el menú de la semana, incluya alimentos congelados, enlatados o secos. Pueden ser más económicos que los frescos y aún ser igual de nutritivos, ya que estos procedimientos se llevan usualmente a cabo, cuando el alimento está en el tope de su contenido de nutrientes. El pescado y las aves son congelados rápidamente para minimizar el daño por congelamiento. Con los alimentos congelados, puede usar justo la cantidad requerida, cierra de nuevo el paquete y lo devuelve al congelador. Si está guardado adecuadamente, no hay desperdicio. Los alimentos enlatados son sumergidos con frecuencia en un baño de jugo, jarabe, o agua salada y usualmente requieren de enjuagado previo al uso. Los frutos secos son concentrados en sabor y un gran sustituto de la fruta fresca. Considere también usar la leche en polvo o evaporada en sopas, cacerolas, o postres. Adquiera la presentación que satisfaga sus necesidades al mejor precio.

2. Ahorre en los Alimentos Proteicos.

Cuando le sea posible, sustituya las Fuentes de proteína costosas como el pescado, la carne y las aves, por fuentes económicas como los granos, los huevos, el tofu y las legumbres. Coma vegetariano una vez por semana o más, para incrementar el consumo de alimentos de plantas mientras ahorra dinero. También puede usar cantidades reducidas de carne, pescado y aves de corral, y agrandar el plato con granos, cereales integrales, huevos y vegetales.
Cuando compre carne, elija porciones más pequeñas de los cortes magros. Por ejemplo, los cortes magros de la carne de res son los que incluyen los términos Lomo, lomito o “redondo”. Puede también eliminar por marinado o cortando la grasa de cortes menos magros. También puede comprar un pollo completo y cortarlo, en lugar de pagar el servicio de corte, así puede dividirlo en las porciones que usará y disponerlas en envases o bolsas cerradas para el congelador.

3. Compre Alimentos Procesados Solamente si los Necesita

A menos que se encuentre en oferta, comprar alimentos procesados sean rebanados o lavados, vienen con un precio mayor. Aunque, para las personas que viven solas puede que los paquetes de pequeño tamaño de productos preempacados, se ajusten mejor a sus necesidades, sin importar el costo extra.

4. Invierta en su Salud con los Suplementos Nutricionales

Los científicos han estimado que con la excepción de las neuronas y otras células especializadas, cada año se renueva aproximadamente un 95% de las células de su cuerpo. Incluso la estructura del ADN de sus genes, es totalmente reconstruida con los nutrientes que usted toma. La calidad de los nutrientes determina la calidad con que se renovará su estructura celular, el nivel al cual esa estructura funcionará y su resistencia a las enfermedades. Es por esto que debemos crear más conciencia, y garantizar que ingerimos diariamente todos los nutrientes que nuestras células necesitan para fortalecer el sistema inmune, retrasar el envejecimiento prematuro y promover la regeneración de nuevas células saludables en nuestros cuerpos. En conclusión, es indispensable que todos utilicemos diariamente suplementos nutricionales de alta calidad. Mi experiencia es que este hábito  ahorra mucho del tiempo y dinero, que dedicamos normalmente a la atención de dolencias y enfermedades.

 

http://pintandoplantas.blogspot.com/5. Plante su Huerta

Para obtener beneficios más allá de los ahorros, plante su propia huerta. No hay nada como tomates frescos recién cortados de la planta. Los tomates crecen aún en contenedores si no tiene espacio en el jardín, y algunas comunidades ofrecen espacios de jardinería para la comunidad. Comience en pequeño, y vea lo fácil que es producir hierbas frescas o algunos vegetales simples. Y si invierte un poco de tiempo, podrá disfrutar de sus frutos y de la frescura que gozaron sus ancestros todo el año.

Seguramente tiene Ud. otras estrategias y tips que puede compartir con nosotros, comente  sus propias estrategias de ahorro y nutrición. Manténgase saludable.

 Gracias por las fotos a: http://www.freedigitalphotos.net/ y http://pintandoplantas.blogspot.com/